Sin rumbo

 

anna viatje

Hubo un verano
en que mi amigo músico
me confesó
que una chica
le había partido el alma
en mil trozos
diminutos
y cristalinos

Así que me rogó
irnos de viaje
lejos,
donde no pudiera oírse
el eco
de ese impacto

Por entonces
yo seguía enamorada
de una persona
que no me amaba
así que
no nos lo pensamos
más de 15
milésimas
de
segundo
y nos fuimos
al pueblo
más perdido
remoto
y olvidado
que pudimos

Nos marchamos
sin rumbo
sin teléfonos
sin facebook
sin instagram
y sin ninguna de las demás cosas inservibles 
que usamos a diario

Nos fuimos
sin esperar
nada de nadie
sabiendo
que a nadie le importaba
que nos fuéramos
pero que le dieran
por culo
al mundo

Durante el trayecto en coche
él me contó
que esa chica le hirió
con un chico
que resultó ser su novio
y todavía hoy me pregunto
quien era el más engañado
de los tres

Yo le aseguré
que ese dolor
tarde
o
temprano
acaba
por
morirse
porque
deja
de ser
cuestionado

Y él sonrió.

Mientras llegábamos
comiendo
chuches
kinder bueno
y guarradas varias
en el salpicadero del coche
yo le confesé
lo ridícula que me sentía
yéndome lejos
para sacarme de la cabeza a alguien
que ni siquiera
distinguía
mi presencia
de
mi ausencia

Él me miró y me dijo:
cómo puede estar alguien
tan ciego.

Y yo sonreí.

Así que después de competir
por ver quien tenía
más mierda que limpiar
y más gente de la que huir
nos emborrachamos
y nos fuimos a bailar descarados
canciones horribles
en bares aún peores

Ese viaje relámpago
me dio dos descubrimientos.

Yo sólo tengo un amigo músico.
Lo conocí en el blablacar
-no podía ser de otra forma-
ya que nuestros mundos
son antagónicos
y difícilmente 
nos hacen coincidir

Así que os aseguro
que en nuestros respectivos mundos
difícilmente nos entendemos

Pero en ese viaje
descubrí
que la pena
es algo universal
y nuestra pena
aquel viaje se juntó
se compartió
se dividió
y así
pesó menos

En ese viaje descubrí
que
llorar
culpar
rabiar
odiar
es una pérdida de tiempo

porqué nosotros también hacemos
llorar
culpar
rabiar
y odiar

Pero que al final
lo que realmente queda
es aquel amigo
que vale tanto la pena
que hace olvidar tanto la tuya.

1 Kg de verdad

anna retoc

El otro día me dijiste

que habías entrado en mi vida

con un paquete

de 1kg de verdad

 

Me pusiste el paquete ahí

pam!

encima de la mesa

 

Una verdad asquerosa

pero tuya

pensé

así

que no pude juzgarla

porqué aquella verdad

pobrecita

sólo te tenia a ti.

 

Pensé

en qué absurdos somos a veces

cuando conocemos a alguien

a quién queremos gustar,

queriendo tapar nuestras verdades miserables.

Cómo si nuestra verdad

no fuera

lo más auténtico

y sexy

que tenemos.

 

Qué habrá de más puro

que enseñar nuestra autenticidad

abierta en canal

llena de llagas

sin renegar de ella.

 

Así, que dejé entrar tu kg de verdad

y suerte que lo hice

porqué después

la siguieron

otras microverdades

menos asquerosas

y más bonitas.

 

Al cabo de unos días

después de flotar una noche

contigo

lejos del ruido de la sociedad

de los coches

de los instagramers

de la gente sin importancia

de los trabajos grises

de los sueldos abusivos

de las becas que no llegan

de la mierda que nos empapa el alma

me dijiste

que yo era del color de la verdad:

transparente.

 

Entonces

no pude evitar

recordar

todas las veces que mentí

y en consecuencia

todas las veces que hice daño

 

Así que pensé en tu verdad y en la mía.

 

La tuya pesaba 1 kg y era asquerosa.

La mía era trasparente

pero

porqué había desteñido

por todas las mentiras que dije.

 

Y pensé

que tu verdad era asquerosa

pero auténtica.

Y pensé

que mi verdad era una farsa

pero auténtica.

 

Y aunque crea

que a partir de ahora

tú debes cambiar de verdad

y yo de color

 

La verdad es

que qué bien 

nos queda a todos 

la verdad.

 

 

 

Mayo en diciembre

anna montseny

Qué guapo has venido hoy

creo que te has olvidado

todas tus cicatrizes

en el metro

y oye

qué bien te sienta.

 

Hoy vistes con un brillo en la retina

tan auténtico

que es una ofensa

para todos los enamorados del planeta

porqué no

te requiere

esfuerzo alguno.

 

Con él

me trasladas a las luces

de la Meuse de Liège

y

no

sabes

como te lo agradezco

porqué sabes,

que ahí fui feliz.

 

De ti

me resulta gracioso

que traigas tantos libros

en esa mochila que llevas

y que apenas te pese.

Te imagino riéndote

mientras me respondes

cómo me va a pesar la felicidad.

 

Después

has sonreído

al ver como te miraba de reojo.

Me has pillado

y has visto

una imagen de nosotros

sin ropa

ni prejuicios

en mi cabeza.

 

Yo,

totalmente

desarmada

ni he querido disimular

¿para qué?

si salimos muy guapos.

 

De los 120′ que dura la clase:

10 son para estructuras narrativas

10 para hacerme la culta

y los 100 restantes

los estoy restando

al tiempo

que te debo.

 

Por fin.

El tiempo se ha consumido.

La clase ha terminado.

Esta vez me miras

desde tu mundo inescrutable

y me dices

sin palabras

que la que venía guapa era yo.

Ni fantasmas del pasado

Dusseldorf

Me trasladas a mi adolescencia

y me siento de cristal

cuando me miras con ojitos

y tiemblo tanto

que parece

que vaya a romperme

 

De repente vuelvo a ser una niñata

y me ruborizo

con tu roce involuntario

de la palma de las manos

sobre los nervios de mi espalda

 

Tu pasado está lleno de agujeros

y yo aún sigo sellando el mío

comprando pistolas de soldar

limando las asperezas

y quitándole puntos

a las cicatrices

 

No nos averguenzan

nuestras pieles destripadas

por las cuchillas de la vida

de las personas

y hasta de nosotros mismos

pero ambos sabemos

que una herida mal cerrada

y re-abierta

y mal cerrada

y re-abierta

es bochornoso

para nuestra autoestima

 

Así que hemos decidido no esconderlas

y lucirlas por fuera

que les dé el sol

mientras curan por dentro

 

Yo te dije que cada vez que cierro algo

me hago un tatuaje

para que mi piel entienda

que mis heridas han brotado

en flores preciosas

y en poesía

 

Tu cuerpo es un instrumento delicioso

y puedes usarlo como te apetezca

sin importate que la gente te juzgue

porqué es tu guarida

tu cobijo

y porqué tienes una mente exquisita

que es refugio

y que vuela por encima de-mentes ignorantes

 

Tú me dijiste que la vida te sabe a sal

que hay noches

que sueñas con fantasmas del pasado

que entonces el día siguiente la vida te arde

y te declara la guerra

 

Pero a veces también sueñas

que la vida no te abandona

y a la mañana siguiente

fantaseas con todas las chicas que podrías llegar a amar

y no te da miedo

 

Yo te quiero así, te dije.

Escritor

poeta

libre

sin prejuicios

sin miedo

ni fantasmas del pasado.

 

 

23 segons

Angelina i Monse

L’última vegada que et vaig veure Monse
duies una bata d’hospital
vesties de blanc
però la teva imatge es va guardar grisa
dins el meu hipocamp
perquè tu te n’estaves anant
i jo aleshores no ho sabia

Així que no vaig dir-te adéu
els últims segons que ens vam mirar
i aquests segons
són avui
els segons més cars
que he pagat mai

perquè en aquells segons
t’hauria d’haver parlat
de quant et necessitava
de quant et devia
dirt-te que no tornaria amb el meu ex
encara que a tu t’hagués agradat
però que jo mateixa em donaria molt d’amor

t’hauria d’haver donat les gràcies
per haver cuidat de mi
més que jo mateixa
i no obstant
no ho vaig fer
esperant
que l’endemà
tot fos com sempre

Però aquella nit
em vaig despertar a les 2:59 de la matinada
amb un esbufec al cor
i vaig pensar en tu

després vaig descobrir
que just a aquella hora a l’hospital
el teu cor va deixar de bategar

Llavors vaig entendre
que el teu últim bateg te’l vaig donar jo
perquè havia de donar-te les gràcies
per tants anys fent-me afortunada
de la teva companyia
de conèixer la teva història
els llocs que vas estimar
els germans que vas perdre
els animals que vas cuidar
la família que vas formar

Te’n vas anar
quan a la Laura i a mi
ens havies regalat 23 anys de la teva vida
perquè 23
són els segons
que tarda la sang
en recòrrer el cos humà
després de ser bombejada pel cor

i el teu cor
va parar
just en aquell moment

No sé si mai pagaré el deute
de tot el que em vas donar 

Tot i així
jo no deixaré
d’intentar passar comptes
recordant
cada dia
que tu
vas ser la dona
més valenta
que he conegut mai
i que tant de bo
algun dia
algú em digui
que tinc un cor
que
s’assembla
al
teu.

 

 

 

Invierno perenne

IMG_20170314_215959

A veces se te raja un poco el alma

tus arterias se quedan un rato sin oxígeno

y por dentro tienes una fiesta

donde hay una loca rompiendo una vajilla

en medio de un invierno que parece perenne

 

La primera pregunta que te haces es

porqué te ocurre esa desgracia a ti

cómo si buscaras el calmante de tu pena

en una respuesta

y cómo si fueras la única persona en el universo

delante de una mala noticia

 

Pero con el tiempo te das cuenta de que no buscaste bien

Que las respuestas no son calmantes

Que las curas están en las decisiones que tomas después

que te hacen coger esa bola de frustración

y deformarla hasta que sea otra bola

totalmente distinta

 

Me gustaría acariciarte por la espalda

hasta que notaras que la realidad es más suave

demostrarte que nunca te va a faltar el aire

mientras esté yo soplándote en la nuca

 

Me gustaría que supieras

que me tienes aquí hasta cuando no estoy

y estoy en uno de mis viajes

gastando dinero en cerveza

 

Me gustaría que no te asustara bañarme de tus miedos

porqué yo sabría cómo diluirlos en el agua

 

Me gustaría decirte que pase lo que pase

entenderé tu pasado agrietado

porqué el mío también lo está

pero no importa

no sé tú

pero yo al mío

lo quiero igualmente

porqué es mío y sólo mío

y lo construí a base de mis propias decisiones

-no de las que tomé sino de las que defendí-

y aunque a veces el camino quebró por ellas

mírame ahora

las ganas de volar intactas

 

Me gustaría que supieras

que yo voy a lamerte las heridas

que otras te hagan

que yo te puedo ofrecer algo de comprensión y mucho amor

pero lo que no te puedo ofrecer

es

algo

que sólo sabes fabricar tú

y estoy segura

que te cuidará durante más tiempo

ante las malas noticias

sin regates

sin chantajes

ni negocios

y eso se llama

amor propio.

 

Años de vida invertidos

Anna crackovia 2

Me cuesta huir

de los convencionalismos sociales

que han querido que mamara

sin cuestionarme nada

“Estudia una carrera”

llevo tatuado en la nuca

“Después haz un máster”

sigue por el cuello

“Vas a ganar más dinero”

se aproxima por el pecho

 

Aunque con los años

por suerte

adquirí la mayoría de edad para

poder yo tatuarme

en el pecho

“Gracias,

estudié una carrera

estudié un máster

dediqué mis años de sueños a ir a la universidad

pero por suerte

jamás lo hice por dinero”

De haber sido así

ahora,

sería pobre de verdad.

 

Y es que la misma sociedad de bienestar

que te empuja a gastar

Tus mejores años

Tu único dinero

y Tu esfuerzo más valioso

en confeccionar títulos universitarios

es la misma que no te lo recompensa

y te da la espalda

cuando quieres

saldar cuentas

y con saldar cuentas no hablo de recuperar

Los años

El dinero

y El esfuerzo

Hablo de poder invertir

toda tu formación

en conseguir un mundo menos apestoso

y convertirte en fabricador

de buenas noticias

ante gente que hoy se muere de cáncer

 

Así que agradezco a mis padres

por hacerme heredera

 

no de sus sueños con nombre propio

sino de su pasión por tenerlos

 

no de sus luchas propias

sino de su hambre de guerra

 

no del amor de mi padre por escribir

sino de su libertad para decirme

que podía escribir si me salía de las narices

y que si no me salía genial

 

No del amor de mi madre por la ciencia

sino de su amor por la vida

 

Esta es la única fórmula de libertad

que yo conozco

para saber a ciencia cierta

que escogí de verdad

desde el pecho

y no desde el cráneo

 

Si has tenido la misma suerte

que yo

al menos puedes afirmar

que

ante esta sociedad

difícil

impregnada de tópicos

que quiere que pasemos por el mismo tubo

hecho de una única medida

para toda nuestra generación llena de matices

 

Si ante eso,

has podido

ser libre

y escoger

SEA LO QUE SEA,

sé que así

al menos

la vida duele menos

porqué aunque por fuera no te dejen demostrarlo,

por dentro,

eres quien quieres ser.

 

Un frappuccino en el Born

IMG_20170924_123003[1]

Qué bien lo has hecho

Sabía que llegaría el día en que no me merezcas

y aquí lo tengo

recién calentito de tus extrañas

rebosante de euforia

 

Suerte que a falta de tu valor

ha sobrado mi valentía

con ganas de escupirme tu verdad a la cara

ya que para ti era más fácil quedarse a vivir en el silencio

no vaya a ser que descubras que la vida duele

y que romper a alguien también duele

pero qué a gustito se está haciendo ver que la vida no pasa

 

Siempre supe que en el amor todo se vale

el problema

es que no nos contaron

que en el desamor también

Si lo hubiera sabido

habría comprado más libros de poesía

 

Así que te felicito

has ganado esta guerra contra mí

y es curioso

que para hacerme desaparecer

sólo has necesitado hacer sitio,

fabricar recuerdos nuevos

para sustituir los míos

-cómo quien se muda-

y así poder llenar de nuevo tu maravillosa vida perfecta

de otras personas maravillosas

construir recuerdos maravillosos

de cosas maravillosas

hasta que decidas reciclarlas maravillosamente bien

 

Es realmente apasionante

el poco esfuerzo que te requiere

verter cemento sobre mis días bajo tu sábana

sellando todos mis orgasmos

Me gustaría comprarte la patente de eso

No te borraré de contactos por si acaso

algún día necesito de un profesional de la chapuza

 

De momento

yo también he empezado a moldearnos

pero he preferido usar colores.

He empezado con un gris cabrón

que difumina de lo lindo

todos los recuerdos

y no veas qué limpio

me está quedando esto.  

 

Suerte que la vida

de veras

puede seguir siendo maravillosa,

yo sólo necesito

un frappuccino un domingo en el Born

y una hermana gemela hincha del Instagram.

 

La fiesta que daré

piscines vva

Tal vez algún día encontraré

todas las respuestas

que nunca tuviste para mi

y que ni siquiera

llegaste a fabricar

ya que sospecho

fuerte- y lenta- pero resolutivamente

que nunca te importé

o que nunca te arañé por dentro

o que nunca té ericé por fuera

qué más dará

si cuando las encuentre

ya seré libre

y tu olor ya no hará nada

a mi sistema nervioso central

descargaré esta mochila de tristeza

me bañaré en el mar

me emborracharé

pediré perdón a todos mis amigos

por no dejarme cuidar por ellos

mientras me rascaba tus heridas

y también haré una fiesta con toda la gente

que quise conocer y no pude

por tu maldito recuerdo

podrido

haciendo eco

en mi cráneo.

Tal vez un día encuentre todas las repuestas

que jamás me diste

porqué habré dejado de buscarlas

y esa, será la única respuesta.

 

Pasos vacíos

Anna basquet2

Después de la fiesta

llega la resaca

y yo todavía no logro entender

cómo es posible

que ayer este colchón

fuera verbena

y esta mañana

sólo pueda palpar

la tristeza que me dejas

tras cerrar la puerta

y llevarte todo nuestro ruido

 

Dime

amor mío

de qué cargas tus palabras

para que ayer

revolotearan por mi alma

y hoy hagas 

cómo si jamás las pronunciaste

 

Cuéntame

en qué lugar dejas mis caricias

cuando te vas

explícame

con qué construyes

las veces que me olvidas

y qué material usas

para sellar todas mis voces

 

No deja de sorprenderme

lo fácil que te resulta renunciar a mí

mientras yo usaría todo mi ejército

para construir un búnker

que abarcara toda mi vida a tu lado

 

Tú sabes

que yo entré en tu vida

como un huracán

pero poco a poco me estoy yendo

siendo lluvia

 

Dime,

¿qué sabes tú

de lo que corrí

para que no me alcanzara

tu recuerdo?

qué sabes tú que es

dejarse alcanzar finalmente

porqué una noche tuya

desarma a cualquier mañana vacía

 

Finalmente debo decirte,

que hecho inventario

con todo lo que me debes

viajes noches cenas cines circos

aunque de momento

sólo te reclamo

lo que yo una vez te di

y jamás recibí a cambio

y son quinientas doce caricias

fasciculadas en doce noches

 

Sólo me queda comunicarte

que estoy cansada

de guiarme

por los pasos que no das nunca

y esperar que un día te despiertes

y te des cuenta

que perderme

te duele más que

irte,  

cerrar la puerta,

y dejarme sin nada más,

que toda esta mierda.